lunes, 4 de mayo de 2009

Regalo un pedacito de mi.

Me gustaría tener mi corazón en la mano y en la otra una navaja de afeitar, así empezaría a cortar mi corazón en tantos pedacitos y empezar a repartirlos a las personas que me conocen y así por lo menos tendrían algo bueno de mí.

Mmm... algo extraño y tétrico salido de mi enferma cabeza, mi conciencia me dice:

¿Oye no seria mejor dar abrazos que pedacitos de tu corazón?
-No te preocupes zorrito, vuelve a crecer-

1 comentario:

Lara dijo...

mmmm... para que se tuvieran algo bueno de tí??? Yo tengo mucho de lo bueno que hay en tí y no hemos necesitado navajas... aunque me quedo con el pedacito de corazón que me toca. Lo siento, soy envidiosa.
También me llevo el abrazo, y te mando uno de vuelta, mi pequeño, querido zorrito blanco, Lara